miércoles, 1 de diciembre de 2010

Como utilizar una bicicleta estática

Si nunca antes has probado una bicicleta estática te estás perdiendo un ejercicio de cardio fantástico que fortalecerá tus piernas, corazón y pulmones al mismo tiempo. Una bicicleta estática es un aparato de bajo impacto que le hace la vida más fácil a tus articulaciones.

Tipos de bicicletas

No todas las bicicletas estáticas son iguales. Principalmente hay de dos tipos, las verticales y las reclinables. La primera opción sería como una bicicleta de paseo normal (tus piernas extendidas debajo de tu torso y tu espalda sin apoyo alguno), sólo que estática. Las bicicletas reclinables ofrecen una posición más relajada y con más apoyo también. No tienen un asiento común sino que se asemejan más a una silla con apoyo para la espalda, y en vez de pedalear abajo tus piernas estarán en frente tuyo.

Los ajustes

El ajuste apropiado de la bicicleta que utilices te dará un entrenamiento más efectivo y reducirá los riesgos de lesiones. Lo bueno de todas estas bicicletas es que puedes ajustar casi todo a tu forma. De tres a cuatro son las principales variables:

- Altura del asiento. En una bicicleta estatica vertical el asiento debería estar a la altura de tu cadera, si te paras al costado de la bici, eso te dará un pedaleo completo. Al subirte, la pierna estirada sobre el pedal que quedó abajo debería estar estirada casi por completo, solo con una pequeña flexión en la rodilla, digamos unos cinco a diez grados. Deberías ser capaz de pedalear cómodamente sin tener que ponerte en puntas de pie ni tampoco flexionarlo. si es necesario ajusta el asiento nuevamente para que tengas la posición correcta.

En una bici reclinable tus piernas casi deberían extenderse por completo, dejando también una pequeña flexión para la rodilla. A diferencia de las otras bicicletas, el asiento aquí se ajusta hacia atrás o hacia adelante.

- Asiento hacia adelante o hacia atrás (en bicicletas estaticas verticales). Una vez que ajustaste apropiadamente la altura del asiento, algunas bicicletas permiten el movimiento del asiento hacia atrás o hacia adelante para una mayor comodidad. La postura correcta al pedalear sería con los pies y las rodillas bastante alineados. Si tus rodillas se pasan de los pies lleva el asiento más atrás.

- El manillar (para bicicletas verticales). Al igual que el punto anterior, muchas bicicletas, la gran mayoría permite el ajuste del manillar. Depende de cómo te sientas más cómodo/a pero si lo subes puedes reducir la presión en la espalda baja. Para una correcta posición deberías poder alcanzar fácilmente el manubrio, manteniendo tus codos ligeramente flexionados.

- Ajuste de los pies. Muchas bicis tienes agarraderas para que no se resbalen ni se salgan los pies al pedalear. Se trata de una medida de seguridad pero a su vez es una gran ventaja ya que te permitirá manejar mejor los pedales, creando un pedaleo más eficiente. Que las agarraderas no te ajusten demasiado, pero que tampoco estén tan sueltas.

Ahora que tienes todo ajustado especialmente para ti, lo que resta es ejercitarte. Pero incluso en esta instancia puedes controlar muchas cosas de tu bicicleta estatica como la inclinación, la resistencia, la velocidad y hasta en algunos modelos se puede setear distintos programas que se incluyen con la bicicleta.

Para más ideas de ejercicios y modelos de bicicletas te recomiendo que visites Fitness Store, donde encontrarás opciones de bicicletas estaticas, reclinable, de spinning y mucho más.

Fitness Store | Bicicletas estaticas

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada